EmprendimientoNoticias

Descubre cuatro formas de financiar tu emprendimiento

Si ya tienes una empresa o quieres hacerla crecer, estás obligado a conseguir recursos. Conoce las principales formas de conseguir financiamiento.

Por Carlos Montoya Ramos

Ya sea mediante créditos, financiamiento de privados o subsidios del Estado, una de las principales tareas que debes considerar como emprendedor es  conseguir dinero para crear o ampliar tu empresa.

El mercado financiero local ofrece diversas opciones y debes elegir la más adecuada para tu situación económica, el tamaño de tu negocio y la proyección de crecimiento que realices para tu empresa.

Acá te explicamos 4 opciones de financiamiento:

1. Créditos comerciales

Los créditos comerciales son préstamos que otorgan las distintas instituciones financieras a personas naturales o jurídicas que requieran satisfacer sus necesidades de capital de trabajo o de adquisición de bienes.

Este tipo de financiamiento es útil para las personas que están en rubros donde reciben pagos únicos, de manera estacional o por proyecto. Por ejemplo los proyectos agrícolas.

Uno de los aspectos positivos de esta forma de financiamiento, es su flexibilidad ya que permite al cliente pactar las formas de pago de las cuotas para el momento en que comience a recibir ingresos.

Es importante que a la hora de solicitar el crédito comercial, consideres los costos asociados como la tasa de interés, comisiones, impuestos y gastos notariales.

2. Crédito comercial con garantías del Estado

Este tipo de crédito también se entrega a empresas o personas naturales que requieren de Inversión o Capital de Trabajo.

Buscan facilitar el acceso al financiamiento, por lo que cuentan con el Estado como aval para garantizar el pago del crédito.

Estas garantías se dividen en tres: CORFO, FOGAPE, y Sociedad de Garantía Recíproca (SGR).

Este tipo de herramientas útil para aquellas empresas o personas que no tienen las garantías suficientes para acceder a un crédito comercial común.

3. Factoring

El factoring es una herramienta de financiamiento que consiste en un contrato que permite a las empresas transformar sus activos –facturas, pagarés, cheques- en liquidez (dinero en efectivo).

A través del factoring puedes adelantar la cobranza de tus cuentas sin endeudamiento financiero.

Con esta herramienta, una institución financiera entrega dinero efectivo por un porcentaje de tus cuentas por cobrar, y también se encarga de las cobranzas lo que, eventualmente, mejorará tus índices financieros y reduce costos de cobranza.

4. Leasing Financiero

El leasing o arriendo financiero es una forma de financiamiento útil para quienes necesitan adquirir bienes o capital mueble, como es el caso de vehículos y maquinarias, además de oficinas y locales comerciales.

Consiste en un contrato de arriendo de equipos mobiliarios (vehículos) e inmobiliarios (oficinas) por parte de una persona o empresa, que al final de un periodo tiene la opción de comprar el bien sujeto del contrato por medio del pago de una cuota final.

Sirve como alternativa de financiamiento y considera un tratamiento tributario que puede significar ahorros para la empresa.

Fuente: igdigital.com

Comentarios

comentarios

Compartir

Pin It on Pinterest