ActualidadCapital de RiesgoEmprendimientoI+DInnovaciónNacionalNoticiasStartupTecnología

Bluetek Global, la startup que desinfecta el aire con I+D, aterriza en Uruguay

El emprendimiento, que desarrolla dispositivos de purificación, busca desarrollar una app móvil que emita alertas sobre la calidad del aire. Desde hace un par de años, y casi sin darnos cuenta, las startups han ido penetrando en todos los aspectos de nuestras vidas, desde las app móviles que permiten invertir o pagar sin contacto, las que han digitalizado la movilidad e incluso algunas que han desarrollado innovaciones para cosas que no se perciben, pero que son aún más vitales: el aire. Ese ese el caso de la startup local Bluetek Global que a partir de Investigación y Desarrollo (I+D), en 2016 comenzó a crear dispositivos de purificación y desinfección del aire.

Nueve de cada diez personas respira aire contaminado desde que nacen hasta que mueren, el aire contaminado es un asesino silencioso, es responsable de siete millones de muertos al año. Además impacta en la productividad, la gente expuesta al aire de mala calidad es entre un 5% y 10% menos productiva que las personas que sí accedan a mejor calidad”, sostiene Patricio Abusleme, cofundador y CCO de Bluetek Global.

El emprendedor cuenta que a la fecha han desarrollado cuatro dispositivos, que logran purificar el aire a través de la elaboración de plasma -cuarto estado de la materia que se genera cuando el aire y el alto voltaje se unen- que tiene características desinfectantes para el aire de un lugar y para las superficies. Estos dispositivos se instalan en los equipos de clima, por ejemplo, de oficinas o de automóviles. Además, crearon un instrumento con foco en desinfectar el aire dentro de los aviones, llamada Plasma Jet, que fue patentada por los chilenos: “Se sitúan en las cabinas y en un periodo de 20 minutos limpian 150 m3”.

En ese contexto, Abusleme cuenta que el año pasado y debido a la pandemia de covid-19, la startup comenzó a tener más tracción comercial. “El coronavirus comenzó a generar mayor conciencia sobre la calidad del aire, antes íbamos a vender y muchos no le tomaban el peso al aire. La pandemia fue como viento de cola para nosotros”, cuenta el emprendedor, que agrega que debido a esto, lograron levantar US$1 millón con un inversionistas ángel: “Le presentamos a un fondo de venture capital y un inversor engancho y finalmente financió como independiente. Él fue uno de los inversores de Cursera”.

A este primer capital, que usaron para invertir en I+D y producir mayor número de dispositivos -que venden o arriendan mensualmente-, hoy la startup está buscando sumar una segunda inyección por US$ 3 millones, los que irán enfocados a I+D y a desarrollar una app móvil “para darle inteligencia a los dispositivos, para poder visibilizar el aire. A través de sensores en los equipos se va a ir midiendo la calidad del aire y van a arrojar alertas en una aplicación, por ejemplo, para faenas mineras”.

De cara a esto, el emprendedor adelanta que ya iniciaron conversaciones con fondos locales y con una empresa trasnacional europea de climatización, que está interesada en “indexar nuestros dispositivos a sus equipos de clima, llevamos hablando tres meses”. Para diciembre de este año la startup busca tener cerrada la recaudación del capital.

Además de este plan, buscan cerrar 2021 con cerca de 70 clientes y estar en un nuevo mercado, hoy tienen más de 50 clientes, como empresas de Chile, Perú, Ecuador y Uruguay. “A Uruguay llegamos hace dos semanas, estuvimos cerca de dos meses en conversaciones y ya llegamos a un acuerdo. Estamos iniciando reuniones con clientes”, dice el emprendedor.

Fuente: https://startupschilenas.cl/

Comentarios

comentarios

Compartir

Pin It on Pinterest